¿Agua en Ciego de Ávila, aunque no llueva en dos años?

CUANDO CADA MAÑANA NAVEGO POR POR LOS SITIOS WED DE LA PRENSA EN CUBA Y EL MUNDO, COMIENTO, ANTE TODO, POR PERIÓDICO INVASOR DE LA CENTRAL PROVINCIA DE CIEGO DE ÁVILA, QUIZÁS PORQUE ME INSERTÉ EN ÉL DESDE SU FUNDACIÓN Y QUEDAN EN MI RECUERDOS IMPERECEDEROS DE MIS INICIOS COMO REPORTERA EN EL TERRUÑO AVILEÑO.

AHORA, EN MI BLOG PRIMARIO ÁVILATROCHA PUBLICO EL SIGUIENTE TEXTO SOBRE UN TEMA QUE INTERESA A TODAS Y TODOS LOS RESIDENTES,
FUNDAMENTALMENTE DE LA CIUDAD DE LOS PORTALES

Por Pastor Batista Valdés
Categoría: Sociedad

Expertos afirman que sí, a partir de lo que puede tributar el manto freático en la cercana zona de San Fernando. Avanzan obras con ese propósito

Las pruebas hidráulicas aportarán elementos para el uso posterior del canal Zaza-Ciego de Ávila en programas agrícolas

Directivos y especialistas que intervienen en el abasto de agua a la ciudad de Ciego de Ávila, aseguran que, en el extremo caso de que no ocurran precipitaciones en el territorio, habría garantía para la entrega del preciado líquido a los habitantes de la cabecera provincial durante dos años, con perspectivas, incluso, de reducir la frecuencia actual en ese servicio.

Aun cuando Invasor.cu ha reiterado la persistente sequía que atraviesa esta central provincia, la que demanda severas medidas, tal y como exige la comisión de Enfrentamiento a la sequía, so pena de que las crecientes dificultades deriven en situaciones irreversibles, la novedad se sustenta en un cambio total en la matriz del suministro, al trasladarse desde la sobreexplotada cuenca de Ruspoli, al norte, (hoy en reservas estáticas), hacia la fertilidad que mantiene el manto freático en la zona de San Fernando, dirección sur, entre Ciego de Ávila y el municipio de Venezuela, de acuerdo con comprobaciones realizadas a finales del pasado año, en busca de alternativas.

Por ello, se ha proyectado la construcción de cuatro nuevos pozos que, junto a los tres perforados y en uso ya, permitirían elevar de unos 248 litros por segundo, ahora, a 600 el volumen de agua que llega al tanque apoyado sur: receptor de agua, para su rebombeo hacia la ciudad, mediante la nueva conductora, de 630 milímetros.

Para concretar ese proyecto, el país ha expresado la voluntad de apoyar mediante financiamiento y recursos, previo análisis de las propuestas formuladas por la provincia.

Avanzan los trabajos para que el manto sur garantice el agua de la ciudad cabecera

“Aunque se prevé que tal aspiración materialice íntegramente para abril, los primeros resultados deben empezar a notarse en las próximas horas cuando se eleve a 300 litros por segundo el bombeo desde el sur”, afirmó Sergio Barrios García, delegado del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos en Ciego de Ávila, durante un recorrido por esas y otras obras, encabezado por Félix Duarte Ortega, miembro del Comité Central del Partido y su primer secretario en la provincia.

Para febrero, debe echar a andar, por demás, el segundo cargadero de agua, en Vivero Café, con capacidad superior al que funciona en las inmediaciones del reparto Ortiz, obra concebida para llenar dos carros al unísono y que, una vez en marcha, debe desconectar de la conductora al poblado rural ubicado allí.

Entretanto, la provincia se propone trabajar en ocho kilómetros de canal para infiltrar agua en el manto, como alternativa para enfrentar el avance de la intrusión salina.

También son objeto de interés los 39 kilómetros que hasta hoy cubre en territorio avileño el canal magistral procedente de la presa Zaza, en Sancti-Spítirus, por donde ha empezado a fluir agua, con vistas a pruebas hidráulicas, a fin de darle ulterior uso a esa obra en la actividad agrícola, al atravesar tierras de calidad productiva.

En su conjunto, el monto de los proyectos y medidas para enfrentar el impacto de la sequía, superan los 34 millones de pesos, algo que no toda la población conoce y que no todos los usuarios estatales y del sector residencial corresponden, mediante una actitud consecuente, en términos de ahorro y austeridad.

Evidencia de ello ofrece, día a día, el escape de grandes volúmenes de agua en viviendas, tanques elevados sin boya reguladora, llaves que se quedan abiertas por descuido y fugas en redes muy deterioradas, asunto que personal de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado enfrenta en alrededor de 30 puntos cada día, cifra insuficiente frente a la recurrencia del fenómeno, a los recursos disponibles y al rigor que demanda esa labor para, como afirma Héctor Rosabales Pérez, director, “reducir al mínimo tal situación y no tener que volver sobre lo ya hecho”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s